Te presentamos al equipo de Riesgos Financieros de BBVA Asset Management

Actualidad | 23.05.2019

volver

Es un equipo Global, ubicado en Madrid, que da servicio a todas las geografías donde BBVA Asset Management está presente. A continuación nos detallan sus funciones y responsabilidades, con el objetivo de implementar los controles adecuados para mitigar los riesgos a fin de salvaguardar las inversiones del partícipe.

Te presentamos al equipo de Riesgos Financieros de BBVA Asset Management_700


Lucía González

     Lucía González Morcillo
     Linkedin icono


¿Quiénes somos y cuál es nuestra función?

La función de un Departamento de Riesgos Financieros de cualquier entidad gestora de Instituciones de Inversión Colectiva es la de comprender y cuantificar los riesgos inherentes a una cartera de inversiones en activos financieros, con el objetivo de implantar los sistemas de control adecuados para mitigarlos y salvaguardar el capital invertido por los partícipes.

Así pues, desde el equipo Global Financial Risk nos encargamos de la identificación, evaluación y estimación de los riesgos financieros en los que se incurre en cada momento en cada una de las carteras gestionadas  al amparo de BBVA Asset Management – ya sean Fondos de Inversión, Fondos de Pensiones, EPSVs o SICAVs - , así como de supervisar el cumplimiento de los distintos límites establecidos para el nivel de riesgo a asumir en cada producto, en función del perfil de inversor al que vaya destinado, y de activar planes de acción cuando se sobrepasan dichos límites.

Somos un equipo ubicado en Madrid pero Global por nuestro alcance, porque no sólo damos servicio a BBVA AM España, sino que también damos soporte y apoyo a centros de gestión local en México, Colombia, Perú, Argentina, Luxemburgo, Portugal y Turquía con los que estamos en permanente contacto, llevando a cabo así un control global e integral del riesgo.


Comillas - Comentario "Nos encargamos de la identificación, evaluación y estimación de los riesgos financieros en los que se incurre en cada momento en cada una de las carteras gestionadas"







¿Qué es el Riesgo Financiero?

Imagino que todos estaremos de acuerdo en que en una inversión los rendimientos futuros no son seguros. Esta incertidumbre en el rendimiento de una inversión, debida por un lado a la inestabilidad de los mercados financieros y por otro lado a la inestabilidad de las contrapartes con las que se opera, es lo que conocemos como riesgo financiero.


¿Cómo se traslada este riesgo al ámbito de BBVA AM y cuáles son los factores de riesgo?

Cada uno de los Fondos de Inversión y Fondos de Pensiones gestionados por BBVA AM son una cartera de instrumentos cuyo comportamiento y valor depende del comportamiento y valor de diversas variables financieras - que en nuestro equipo denominamos factores de riesgo -.

Los factores de riesgo son las variables que determinan las variaciones en el valor o en los flujos de la cartera, y pueden ser de distintos tipos, como: precios de acciones, cotizaciones de índices, curvas de tipos de interés, calificaciones crediticias de emisiones o emisores de crédito, spreads de crédito, tipos de cambio de divisas, volúmenes de negociación de un activo en mercado, diferencial entre los precios de compra y los de venta, precios de commodities o incluso variables macroeconómicas.

De este modo el análisis del riesgo que en el equipo llevamos a cabo, en un sentido amplio, pretende identificar cuáles son esos factores de riesgo y cuantificar el impacto que la variabilidad de los mismos puede tener en el valor de las carteras en un horizonte temporal determinado, centrándose especialmente en estimar las posibles variaciones negativas del valor de cartera, es decir, en las posibles pérdidas.


Comillas - Comentario "Los factores de riesgo son las variables que determinan las variaciones en el valor o en los flujos de la cartera"







¿Cuáles son las principales tipologías de riesgos que gestionamos?

A grandes rasgos, y sin entrar en un segundo nivel de detalle, los riesgos que evaluamos se pueden clasificar en tres grandes grupos: riesgo de mercado, riesgo de crédito y riesgo de liquidez. Veamos en qué consiste cada uno y cómo lo tratamos.

Se denomina “Riesgo de mercado” al riesgo de incurrir en pérdidas de valor de la cartera como consecuencia de un movimiento adverso de alguna de las variables que determinan el valor de mercado de las posiciones que la componen.

La métrica más conocida de riesgo de mercado es el VaR (Value at Risk) que nos va a dar la máxima pérdida de la cartera en un horizonte temporal dado – generalmente un día o una semana – y con un determinado nivel de confianza. Es un método probabilístico, pues se trata de saber qué posibles valores puede tener la cartera en un horizonte temporal T y con qué probabilidades. Tendremos que estimar el comportamiento futuro del valor de los instrumentos que componen la cartera, y por tanto el de los factores de riesgo definidos, para obtener finalmente la distribución de probabilidad de la “Variación de Valor de la Cartera”. Así el VaR 99% no es más que el percentil 99% de esa distribución, es decir, es la pérdida máxima que tendremos en el 99% de los escenarios. El objetivo es mantener acotado el VaR de cada cartera.

El “Riesgo de crédito” se define como el riesgo de que una de las partes de un contrato financiero no sea capaz de cumplir sus obligaciones de pago.

Nuestras carteras invierten en instrumentos de renta fija, que son emisiones de deuda que realizan los estados y las empresas en forma de Bonos, y con ello asumen un riesgo de pérdidas, bien como consecuencia de que el emisor del título en el que se ha invertido no haga frente a los pagos pactados por una situación de bancarrota, el peor de los escenarios, o bien como consecuencia de la pérdida de valor del título adquirido a causa del deterioro de su calidad crediticia o de la percepción externa de la misma.

Este riesgo lo gestionamos principalmente a través de los Ratings y de los Marcos de crédito. El rating es una métrica de la calidad crediticia de un emisor o emisión, que diariamente recibimos de las tres agencias especializadas en la elaboración de los análisis crediticios: Moody´s, Fitch y S&P. Establece una opinión cualificada sobre la solvencia en términos generales de una entidad - rating de emisor - o la calidad en relación a una emisión de deuda en particular - rating de emisión -. A partir de eso se elaboran métricas agregadas a nivel cartera, como puede ser el rating medio y mínimo de cada cartera, la exposición agregada a cada grupo emisor, a cada nivel de rating, a las tipologías de deuda (seniority), y la concentración por áreas geográficas y por sectores de negocio. Y todas estas métricas se utilizan como mecanismo de control a través de los Marcos de crédito, que establecen las políticas de diversificación y los límites con los que tienen que cumplir las inversiones de crédito que forman parte de los vehículos al amparo de cada Marco.

Por último, llamamos “Riesgo de liquidez” a las pérdidas que se pudieran ocasionar por no poder deshacer las inversiones de las carteras en el tiempo esperado o al precio esperado (al que se valoran las mismas) como consecuencia de la falta de volumen de negociación en los mercados para los instrumentos que las componen.

El análisis del riesgo de liquidez se realiza tanto a nivel de cada instrumento financiero en el que invierten las carteras como a nivel agregado para cada una de las carteras gestionadas, para garantizar que cada una tiene la capacidad de atender las solicitudes de reembolso de participaciones no previstas, respetando en todo momento la equidad entre los inversores. Para la evaluación de la liquidez de un instrumento tenemos en cuenta factores tales como el volumen de negociación, la disponibilidad de precios de mercado, el análisis de los precios de compra y de venta y de su diferencial, o nuestro volumen de inversión en el instrumento en relación con el volumen total en circulación en los mercados, entre otros. Y con todo esto obtenemos métricas como el Horizonte de Liquidación, que es el tiempo necesario para enajenar un importe significativo de la inversión en el instrumento sin generar una variación excesiva en su precio que nos haga incurrir en pérdidas.


Comillas - Comentario "Los riesgos que evaluamos se pueden clasificar en tres grandes grupos: riesgo de mercado, riesgo de crédito y riesgo de liquidez"







Espero que no haya resultado una lectura muy árida y que con ella os podáis hacer una idea de lo que hace un departamento como el nuestro. Nos tenéis a vuestra disposición, trabajando cada día para mejorar y eficientar los procesos, estableciendo controles más robustos progresivamente y asumiendo los nuevos retos que la industria de gestión de activos nos presenta.





     ¿Tienes dudas con fondos de inversión o planes de pensiones?

               Contáctanos para fondos de inversión
               Contáctanos para planes de pensiones

volver